Cuidado y belleza para tu bienestar

La alimentación es la gran aliada de la belleza.

Cuidado y belleza para tu bienestar

¿SABÍAS QUÉ?

 

Los beneficios de una buena alimentación se notan por dentro y por fuera. Los alimentos, como portadores de nutrientes a nuestro organismo, también nos ayudan a tener una piel sana, un pelo radiante o una uñas fuertes. Así, la belleza exterior está directamente relacionada con una alimentación saludable y, conociendo las propiedades específicas de cada alimento, podemos mejorar nuestro aspecto. La dieta Mediterránea ofrece una gran variedad de alimentos con características nutricionales específicas que permiten, junto con unos hábitos saludables, potenciar nuestra salud y nuestra belleza externa.

Alimentos que te ayudan a cuidar tu belleza para sentirte bien

  • ¡Hidrátate! Nuestro cuerpo está formado principalmente de agua. Cuando nos hidratamos correctamente el cuerpo elimina las toxinas con facilidad y la piel luce radiante. Así que no olvides beber entre 4 y 8 vasos de agua cada día.
  • Toma 5 raciones de fruta y verdura cada día. Por un lado, te aportarán antioxidantes como la vitamina C (kiwi, pimiento…), la vitamina E (aguacate) o los carotenoides (zanahoria, tomate…) que protegen las células; y por otro, también contienen nutrientes que participan activamente en la renovación de la piel como los precursores de la vitamina A o las vitaminas del grupo B, en especial la biotina. Además, son ricas en fibra que regula el tránsito intestinal y evita la sensación de hinchazón.
  • Favorece el consumo de grasas saludables como las grasas insaturadas de los aceites vegetales (oliva y girasol), los frutos secos y el pescado azul. Forman parte de las paredes celulares y aportan flexibilidad a la piel.
  • Un consumo adecuado de alimentos proteicos y magros (carnes blancas, pescado y legumbres), te ayudará en la regeneración celular. Además, suelen ser ricos en zinc, mineral imprescindible para la salud de la piel, y antioxidantes como el cobre o el selenio.
  • Las leches fermentadas como el yogur o el kéfir aportan microorganismos vivos que estimulan nuestra flora intestinal, y se ha demostrado que un epitelio intestinal sano se relaciona con una piel sana.

Nestlé, por una vida más saludable