¿Por qué es diferente el calcio de los lácteos?

Alimentación  |  17.07.2014  |  por Nestlé  

¿Por qué es diferente el calcio de los lácteos?

El calcio está presente en una gran variedad de alimentos, siendo la leche y sus derivados la fuente más asequible. El calcio resulta esencial para nuestro cuerpo ya que tiene diferentes funciones como la formación de huesos o la contracción muscular

¿Qué contiene la leche?

La leche y los derivados lácteos son ricos en calcio y además contienen otros nutrientes como: proteínas; hidratos de carbono, principalmente lactosa; grasas saturadas; vitaminas, entre las cuales encontramos la vitamina A, pequeñas cantidades de vitamina D y vitaminas del grupo B y minerales, como el calcio y el fósforo.  

¿Qué es realmente la leche? ¿Existen diversos tipos de leche?

El término "leche" está regulado y solo puede usarse cuando nos referimos a leche de vaca, debiendo acompañarse del mamífero de procedencia cuando su origen es distinto, así existen la "leche de oveja", la "leche de cabra", etc. Es ilegal etiquetar una bebida "blanca" vegetal como "leche de", siendo su término legal el de "bebida de", aunque es habitual que el consumidor se refiera a estas bebidas como "leche de" lo que puede ocasionar confusión. Cuando la leche lleva añadido algún componente que no es propio, tales como algunas vitaminas o algún tipo de grasa especial como ácidos grasos omega-3, el término legal que identifica a este alimento es "preparado lácteo" o "bebida lácteo o a base de leche".

El calcio de la leche

Aunque hay otros alimentos ricos en el calcio que encontramos en los lácteos, lo aprovechamos con mayor facilidad por las características del alimento en el que se encuentra. 

• Los lácteos tienen un pH más ácido que otros alimentos, haciéndolo más fácil de absorber. 

• La vitamina D de los lácteos ayuda a absorber el calcio en el intestino.

Proteínas, lactosa y lactoalbúmina son otras sustancias que facilitan su absorción. 

• A nivel intestinal, la microbiota (flora intestinal) rompe enlaces de los que el calcio forma parte, lo que también facilita su absorción. 

• La proporción de fósforo y calcio de los lácteos también mejora su absorción.

Los huesos y el calcio

Para gozar de una buena salud ósea durante toda la vida, se aconseja consumir de 2 a 4 raciones de lácteos al día (1 ración equivale a 1 vaso de leche o 2 yogures o 40 g de queso). Debes tener en cuenta que el desarrollo total de los huesos culmina a los 30 años; a partir de este momento empiezan a desgastarse. Es importante asegurar una buena ingesta de calcio en la niñez y la adolescencia, para crear unos huesos fuertes. A partir de la edad adulta, el calcio de los lácteos nos ayudará a prevenir su desgaste.

Cuando el calcio resulta un mineral imprescindible

El cuerpo es sabio y por eso, cuando los requerimientos de calcio aumentan como ocurre por ejemplo durante el crecimiento (primera infancia, edad escolar y adolescencia), aumenta también la capacidad de absorción del calcio en nuestro organismo. En el caso de las mujeres embarazadas y durante la lactancia materna, también aumenta esta capacidad fisiológica de absorción. En cambio, durante la menopausia y la edad avanzada se ve reducida, por lo que aumenta el riesgo de desarrollar osteoporosis.

Y las características nutricionales de la leche, ¿son comparables a las de la bebidas vegetales?

• Las características nutricionales de la leche de vaca o de cualquier otro mamífero, son totalmente distintas a las cualidades de las bebidas vegetales de soja, arroz, almendras, avena, etc. 

• El aporte de proteínas de alta calidad que caracteriza a la leche y sus derivados, es la diferencia fundamental.

• A la que se suma su aporte de calcio mayor en la leche, a no ser que la bebida esté enriquecida con al menos 120mg por 100ml

• Y su ausencia de azúcares añadidos, algo habitual en las bebidas vegetales. Los lácteos también son una buena fuente de fósforo y riboflavina, vitamina B12, y vitamina A. 

• La bebida de soja enriquecida en calcio y vitaminas y sin azúcares añadidos, presenta un perfil nutricional más cercano al de la leche de vaca, especialmente en lo que a calidad de las proteínas se refiere.  La mayor desventaja del consumo de bebidas vegetales frente al de leche es su calidad de las proteínas, siendo mayor en la leche, si bien es cierto que actualmente en la dieta de los españoles existe un consumo muy elevado de proteínas, especialmente a partir de las carnes y derivados. 

También te puede interesar


Este es el layer de welcome que aparece en la pantalla